martes, 12 de enero de 2016

Mi esposa bailando con mi amigo

A mi esposa le gustan las blusas transparentes. Y bailar con o sin ellas puestas, díganme qué le pudieran hacer.

Después de un par de copas se pone medio loquita.

Mi mejor amigo aquí esta tratando de bailar con ella.

Yo le  traduzco todos los mensajes que ustedes le escriben.

Mi esposa muestra las tetas

Mi esposa desnuda con mi amigo

Más fotos de mi esposa: Mi esposa perdió una apuesta y...


5 comentarios:

El Pingón X dijo...

Me gusta mucho tu mujer, man... cómo me gustaría que baile para mí.
Le pasaría mis manos por detrás de la cintura, me pegaría a ella y comenzaría a besar su cuello y bajaría luego hasta llegar a sus tetas... Qué ricas tetas tiene!!!

Pero además, le besaría luego la boca, y me pegaría para que sienta la contundencia de mi verga endurecida... y sin más la desnudaría toda para llevarla a la cama y hacerla mía... esa mujer debe ser un volcán la cama, verdad? Fuego puro.

Más fotos de esta hembra, por favor.

Anónimo dijo...

Yo también quisiera bailar con tu esposa amigo... quisiera verla bailando completamente desnuda, su culo y su chorito deben ser tan ricos como ese par de tetas que piden ser mordidas, acaricidas y besadas!!!! Y despues de bailar me la comería ahí mismo, contra la pared, encajándole todo el miembro.

Me pregunto si tu mujer ha participado en un trio hmh???

Saludos desde Chile

Anónimo dijo...

Le chuparía las tetas... está rica la gringa. Tienes fotos de ella cogiendo?

El mañoso dijo...

Me gustaria mucho ver a esta rica MILF follando... imagino que ya tiene bastante recorrido por todas sus zonas y agujeros de placer. Me excitaría bastante viéndola coger con el amigo y el esposo al mismo tiempo.

Saludos.

el gatopardo dijo...

Felicitaciones!!! tiene usted una buena hembra en casa, muy dueña de la situación y con el control total de sus machos... porque imagino que ha de tener más de uno... Una mujer así no es para un solo hombre, deben hacer falta dos o tres para dejarla satisfecha.

Sería un gran regalo para los ojos verla en acción, haciendo lo que -estoy seguro- mejor saber hacer: follar, follar y follar.

Comparta usted con el mundo, como un buen marido, los encantos de esta deliciosa mujer.

El Gatopardo